Género y Energía

De acuerdo a Hivos, y al Consejo Económico y Social de las Naciones Unidas (ECOSOC), el transversalizar la perspectiva de género, se basa en valorar las implicaciones tanto para hombres como para mujeres, de cualquier acción dentro de todos los espacios y ámbitos. De esta forma, mujeres y hombres pueden beneficiarse de igual manera y se evita la perpetuación de la inequidad.

De acuerdo a Hivos, los programas de energía renovable deben incluir una o varias de las siguientes metas para lograr la transversalización de la perspectiva de género en ellos:

  • Bienestar: Mejorar el bienestar de las mujeres a través del uso de la energía renovable.
  • Producción y productividad: Incrementar la productividad de las mujeres a través del uso de la energía renovable o a través de su involucramiento en estas iniciativas como emprendedoras.
  • Empoderamiento/ equidad: empoderar a las mujeres y cambiar positivamente las relaciones de género a través del uso de las energías renovables.
  • Efectividad: mejorar la efectividad de los proyectos de energías renovables a través del involucramiento de hombres y mujeres de manera equitativa prestando atención a las necesidades prácticas de las mujeres, sus intereses estratégicos y las limitaciones a su participación.