Apropiación y Participación Comunitaria en procesos de energización

La participación comunitaria es primordial ya que el uso de energías renovables es un medio para desarrollar las capacidades y la gestión del conocimiento de las personas en las comunidades. Hombres y mujeres son actores fundamentales en la generación, distribución, uso y consumo energético, solventando las necesidades prácticas y productivas de la comunidad, a partir de la reflexión crítica y la promoción de formas asociativas y organizativas que faciliten el bien común, así como el crecimiento conjunto. La energía es un tema prioritario para el desarrollo y el bienestar sociales y toda iniciativa con respecto al uso de energías renovables debe darse con un involucramiento total de las comunidades.